Hace poco hablando con una persona que defendía el uso del Reiki le pregunté que por qué creía en esa práctica y me dijo:

– Existe una energía cósmica que utilizamos los maestros en Reiki para sanar a las personas.

– ¿Y qué tipo de energía es esa? – le pregunté incrédulo.

– El Qui, una energía que la Ciencia aún no ha descubierto. Pero que se encuentra en todo el universo.

– ¿Y si la ciencia no la ha descubierto cómo sabemos que existe?

–  La ciencia no lo sabe todo – Se apresuró a decir.

– Estoy de acuerdo contigo – le admití porque me daba la impresión de que se sentía incómodo por mi curiosidad.

– Esta energía está en todas partes, cura a la gente, lo he visto con mis propios ojos y el hecho de que la ciencia no la haya descubierto todavía no significa que no exista.

Entonces, en ese momento me vino como un relámpago a la cabeza: «En mi garaje vive un dragón que escupe fuego por la boca.» Con esta frase comienza la estupenda metáfora escrita por Carl Sagan en un capitulo de “El mundo y sus demonios” con la que pretende explicar uno de los pilares del método científico:

SIGUE LEYENDO AQUÍ: Un dragón en el Garaje

 

2 Comments

  • Que tal Sergio, me llama la atención defiendas con tanta pasión la inexistencia del Reiki, y como tú muy lejos de experimentar en carne propia y con todo tu ser ese flujo de energía en una sesión ya por mera curiosidad y con mente abierta, vámos contraria a la mente obtusa, haces más referencia y te empeñas en esa estupenda metafora de Carl Sagan que te vino como relámpago a la cabeza para probarte ese principio de falsabilidad o refutacionismo que deseabas comprobar… Y entonces que aprendiste? Que ganaste? Mi pregunta nuevamente es… Y tú curiosidad de niño donde la dejas? Tus ganas de saber un poquito más dónde quedan? Quieres tu Sergio decir entonces que esa energía es inexistente? Que no hay tal? Haremos lo siguiente para demostrarte que las cosas del alma son importantes, y que efectivamente aquello que aunque no veas o no sientas no significa que no exista, y no porque la ciencia no lo reconoce pues igual tú como borrego tampoco, léelo bien… Todo es energía, tú eres energía, y tú vibras a ciertas frecuencia, ya sean bajas y densas frecuencia negativas y pesimistas, o altas y luminosas frecuencias en armonía. Que haremos contigo Sergio? Te visitaremos en el astral, cómo lo hacen otras entidades y tu ni cuenta, entidades que te llenarían de miedo tan solo de verlas en consciencia, y no es que defienda el Reiki! Defiendo la existencia de la energía Universal, aquella que te nutre y te mueve como ser humano todos los dias, ya lo veras en el vídeo, ahí te lo diré todo y te descubrire por completo, pero no de manera negativa, te llenaremos de luz para que conectes con tu interior, con las cosas del alma que te he dicho son importantes, y más para un terapeuta o psicólogo que con el corazón bien intencionado mira y ve por el bienestar de sus pacientes a cada día y a cada paso en su camino. No necesito saber nada de ti para verlo todo de ti, más adelante te enterarás cómo fue todo en nuestra investigación aplicando el método científico de las cosas del alma, recuerda que de allá vienes a vivir esta experiencia o existencia como humano pero es obvio lo olvidaste, te haremos recordar. Al final el resultado será positivo y tu panorama será infinitamente amplio. Saludos cordiales a todos tu ser! Hasta pronto aquí abajo y allá arriba.

    Alberto Castilleja

  • Jajajaj… lo mismo digo yo con las religiones. Yo siempre digo que los unicornios son tan reales como los dioses. Ambos no se puede demostrar sus existencia, pero por mantener la cordialidad con todo el mundo y sus creencias, diremos que es posible y a lo mejor que ambos existan. Cordialidad ante todo, jajaja. Me gustó mucho tu artículo.

Siéntete libre de comentar lo que te apetezca :)